Elfos oscuros

Los elfos oscuros son criaturas subterráneas de la mitología escandinava que habitan el mundo de Svartálfheim. Pueden ser bondadosos o malvados.

El Svartálfar original trabajó las fraguas situadas en el nivel más profundo del árbol del mundo. Su rol y aspecto varían a través del folklore germánico, pero a veces son descritos con la piel negra u oscura, como resultado del trabajo en la forja.

Los Dökkálfar ("Elfos oscuros") son espíritus ancestrales que protegen a la gente, si bien pueden también ser amenazadores, especialmente cuando se les trata groseramente. Normalmente intentan evitar la luz, aunque no residan necesariamente en el subsuelo.

En La Alucinación de Gylfi, Snorri Sturluson, autor entre otras obras de la Edda Menor, los distingue de los Ljósálfar ("Elfos de la luz") del Álfheim, aunque en la mayoría de fuentes son conocidos simplemente como elfos.

Los elfos oscuros manejan muy bien los sables de dos manos tienen mucha puntería con el arco (como casi todos los elfos) y la magia que utilizan es oscura. Se asocian con muchas criaturas como por ejemplo hidras, manticoras, arpias y quimeras entre tantas.

FUENTE: WIKIPEDIA

No hay comentarios:

Publicar un comentario